Nada como ver como una madre engulle la polla de su hijo, tragándola bien hasta el fondo, lentamente y sin dejar ni un solo centímetro fuera.

Tremenda mamada de una madre al hijo - Incesto Madre Hijo

No solo sabe tragarla, también sabe lamérsela mientras mira al hijo con mirada lasciva, arrodillada como una buena perra.

Lo mejor es la última parte, cuando la madre pajéa al hijo a un ritmo frenético, llevando sus huevos a punto de ebullición y acabando con lo inevitable, la inminente corrida facial. La cara de la madre queda llena de lefa pero eso no parece preocuparle, la madre esparce bien toda esa leche por su piel y la saborea deliciosamente hasta que no deja ni una sola gota.

¿Te gustaría que tu madre te la chupe así?

Ver el vídeo online:  http://www.conejitos.net/index.php/id/216/objeto/2264#video